experimentemos

Dejar de vacunar contra el rotavirus elevará los cosos de gastroenteritis

Posted on: junio 13, 2010


Los pediatras critican la decisión unilateral de España de no distribuir los fármacos y desaconsejar su uso.

La decisión de España de no autorizar la liberación de nuevos lotes de vacunas Rotateq y Rotarix y de recomendar que no se inmunice a los bebés contra el rotavirus, causante de la gastroenteritis aguda, es unilateral. Ante la aparición de restos de ADN de circovirus porcino en estos fármacos, solo la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) ha adoptado estas medidas, que no han seguido ni la Agencia Europea de Medicamentos (EMEA), ni su homónima americana (FDA), ni las agencias de los países asociadas a ellas.

Fuentes del Ministerio de Sanidad, del que depende la AEMPS, confirmaron a La Voz que «el circovirus no tiene riesgos para el ser humano y, de hecho, está presente en productos de consumo como los embutidos». Con todo, sostienen que «los restos de ADN no tienen por qué estar en la vacuna», por lo que piden a los fabricantes que los eliminen antes de volver a autorizar la distribución. Recuerdan que el rotavirus no es letal en este país, por lo que la vacuna tampoco es obligatoria.

Por su parte, los pediatras no comulgan con la decisión unilateral de España. Los más críticos consideran que es un error y que se creará una bolsa de niños sin vacunar con el consiguiente incremento de las gastroenteritis agudas en bebés y un aumento de las visitas a urgencias, los ingresos hospitalarios y el gasto sanitario, ya que la enfermedad, sin ser letal, puede llegar a ser muy compleja. Agregan que los ingresos hospitalarios por rotavirus se redujeron un 98% desde que comenzó a administrarse la vacuna hace cuatro años.

Los más moderados consideran la decisión de la AEMPS «discutible, aunque respetable». Es el caso de Josep Marès, coordinador del Comité Asesor de Vacunas de la Asociación Española de Pediatría. Marès entiende que España «busque la máxima calidad» en vacunas y medicamentos, pero sostiene que dejar de vacunar es una decisión «discutible ya que, al interrumpirse el suministro, habrá más niños desprotegidos ante la primera causa de diarrea grave en España en menores de dos años, y primer causa de hospitalización». Según Marès, en este país «se vacunan cada año contra el rotavirus el 40% de los bebés», cifra elevada para una vacuna no incluida en el calendario oficial, y en el mundo «se han puesto 110 millones de Rotarix y Rotateq, lo que garantiza que es absolutamente segura».

La Asociación Española de Pediatría pidió ayer «tranquilidad» y afirmó que «los datos disponibles confirman que el hallazgo del ADN no representa un riesgo para la salud de los niños y no afecta a la seguridad de la vacuna ni a su eficacia».

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

junio 2010
L M X J V S D
« May   Sep »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  

Visitantes

  • 1,174,210 hits

localizador de visitas

Cargando...
A %d blogueros les gusta esto: